Un descubrimiento azteca en México: los investigadores descubrieron una pared hecha de cientos de cráneos: un rompecabezas

Huei Tzompantli: El Muro de las Calaveras se remonta a finales del siglo XV.

Foto: APA / AFP / INAH

En medio de la Ciudad de México, una de las ciudades más grandes del mundo, los arqueólogos han descubierto un muro de cráneos sobre las ruinas de un antiguo templo azteca.

Vida: Marcus Brauer (mb)

Ciudad de México – Los arqueólogos han descubierto más de 600 cráneos humanos en las ruinas aztecas de la Ciudad de México después de cinco años de excavación. Es un muro circular con cráneos rotos de personas sacrificadas, fue hallado en 2015 durante excavaciones cerca del templo azteca más grande del centro de la capital mexicana.

En la parte del muro que se descubrió, finalmente se encontraron 119 cráneos, que se sumaron a los 484 cráneos conocidos anteriormente, agregó. Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) Con. Estos incluyen los cráneos de mujeres, hombres y al menos tres niños.

Los arqueólogos creen que muchos de los restos pertenecían a guerreros enemigos y que el muro de cráneos se construyó como advertencia. Entonces también fue posible sacrificar algunas deidades.


Lea también: Arqueología – Adoración sangrienta: La deidad fue honrada en México con muda

Uno de los descubrimientos más importantes en años.

Según los investigadores, el muro circular con un diámetro de 4,7 metros fue construido a finales del siglo XV. La sección noreste exterior recién excavada data de 1486 a 1502 como máximo, y está 3,5 metros por debajo de la carretera actual.

READ  Gran Bretaña abandona el programa de intercambio Erasmus

Los aztecas pueden haber hecho sacrificios aquí al dios de la guerra Huitzilopochtli. El complejo está ubicado en los terrenos del Templo Mayor, uno de los principales templos de Tenochtitlan, la capital azteca, en el distrito histórico de la Ciudad de México.

“Huei Tzompantli” – la pared de las calaveras

Según las autoridades, “Huei Tzompantli”, que significa algo así como “pared o marco del cráneo” en el idioma nativo náhuatl, ha sido uno de los hallazgos arqueológicos más importantes en México en años. La capital azteca, Tenochtitlán, fue asaltada y destruida por los conquistadores españoles en 1521. Construyeron sobre ruinas la actual Ciudad de México.

La parte del “Huey Tzumbantli” que se descubrió en 2015, según la información de la época, tenía unos 34 metros de largo, 45 cm de alto y unos dos metros de profundidad.

El fin de los aztecas

Entre 1519 y 1521, los españoles derrotaron a los aztecas bajo Hernán Cortés. Poco a poco, sus cultos desaparecieron casi por completo. La Ciudad de México fue construida sobre las ruinas de su capital, Tenochtitlan. Allí aún se pueden encontrar vestigios de este imperio precolombino, que recuerdan su pasada grandeza.

Tenochtitlan tenía al menos 250.000 habitantes cuando llegaron los españoles. Los aztecas, divididos en varias tribus, crearon un mundo completo de dioses, que sacrificaron a su dios principal Huitzilopochtli decenas de miles de personas.

Rodrigo Linan

"Aficionado a la música. Amante total de las redes sociales. Especialista en viajes. Apasionado gurú de la televisión".

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *